martes, 1 de diciembre de 2009

TOC


Trastorno Obsesivo Compulsivo
Es un trastorno de ansiedad caracterizado por pensamientos, sentimientos, ideas o sensaciones (obsesiones) recurrentes o comportamientos que una persona se siente impulsada a realizar (compulsiones). Una persona puede presentar tanto obsesiones como compulsiones.
Un ejemplo de un trastorno obsesivo - compulsivo es el lavado excesivo y repetitivo de las manos para evitar infecciones.

El trastorno obsesivo - compulsivo se consideraba poco común; Este trastorno generalmente se observa en edades comprendidas entre los 20 y 30 años, y la mayoría de los que lo presentan muestran síntomas a la edad de 30 años.

Hay varias teorías psicológicas acerca de la causa del trastorno obsesivo compulsivo, pero ninguna ha sido confirmada. En algunos informes, este trastorno se asocia con trauma de la cabeza o con infecciones. De igual manera, hay diversos estudios que muestran anomalías cerebrales en pacientes con este trastorno, pero se requiere de más investigación.

Aproximadamente el 20% de las personas con este trastorno tienen también tics motores, lo que sugiere que la afección puede tener una relación con el síndrome de Tourette, pero este vínculo no es claro.

Síntomas
Obsesiones o compulsiones que ocasionan sufrimiento significativo o interferencia con la vida cotidiana.
Obsesiones o compulsiones que no se deben a una enfermedad o consumo de drogas.
La persona generalmente reconoce que el comportamiento es excesivo o irracional.

La descripción que la misma persona hace del comportamiento usualmente lleva a diagnosticar este trastorno. Se realiza un examen físico para descartar alguna causa física y se hace una evaluación psiquiátrica para descartar otros trastornos psiquiátricos.

El trastorno obsesivo compulsivo se trata utilizando medicamentos y psicoterapia.
El primer medicamento que se considera usualmente es un tipo de antidepresivos.
La psicoterapia se utiliza para reducir la ansiedad, resolver conflictos internos y brindar formas efectivas de reducir el estrés.
Las psicoterapias conductistas pueden abarcar:
Prevención de respuesta y exposición: la persona es expuesta en forma repetitiva a una situación que desencadena los síntomas de la ansiedad y aprende a resistir la urgencia de llevar a cabo el acto compulsivo.
Control de pensamientos: la persona aprende a frenar los pensamientos indeseados y a centrar su atención en el alivio de la ansiedad.

El trastorno obsesivo compulsivo es una enfermedad crónica con períodos de síntomas graves, seguidos de períodos de mejoramiento; sin embargo, es poco común que se presente un período completamente libre de síntomas. Con el tratamiento, la mayoría de los pacientes presenta un mejoramiento considerable.

4 comentarios:

gallega dijo...

HOLA TOMSON AMIGA QUERIDA,NO PASE ANTES PORQUE ESTUVE SIN COMPUTADORA BESOS!!

gallega dijo...

QUE ESTE DIA ESTES FELIZ AMIGA QUERIDA!!!

tomson dijo...

Gracias Gallega!!
Los mejores deseos para vos!!

Isol dijo...

Yo tenía una amiga con este trastorno,me impresionó cuando la ví lavarse las manos,parecía querer destrozarlas,su casa era impecable porque se pasaba el día limpiandola y la noche tejiendo,un día se puso mal,la internaron y después la ví mejor,pero aun seguía lavandose al extremo las manos con los años ella tomó distancia de mi,lastima era de las pocas personas que entendíamos que estaba con este trastorno y le aguantabamos todo,espero que se encuentre bien ,siempre la recuerdo tu post me la trajo a la mente,te mando un abrazo enorme!