lunes, 25 de abril de 2011

Depresión

Las situaciones traumaticas causan depresión.

La depresión afecta tanto a hombres y mujeres, el estar deprimido no es responsabilidad de las personas y mucho menos señal de debilidad, hay personalidades más propensas a la depresión que otras, pero hay situaciones traumáticas como las catastrofes naturales, accidentes de autos, un asalto, una violación entre otras cosas que pueden causar depresión. La soledad por separacion, por desarraigo es un factor que contribuye a la depresión. Otro disparador son las perocupaciones económicas, problemas con la justicia, tales como juicios, quiebra, la jubilación y otras presiones del entorno laboral o familiar.


El tremendo dolor por la muerte de un ser querido, ejemplo la pareja, un hijo, padre, madre, etc puede causar depresión considerando la magnitud de los sentimientos y de la fortaleza anímica de quien siente la ausencia del fallecido. Las tragedias ocurridas en el entorno familiar son las principales causas de depresión.


Los investigadores reconocen los factores geneticos o hereditarios. Las personas con susceptibilidad genética pueden ser más propensas a sufrir una depresión cuando les suceda algo traumático en la vida. Como una ruptura sentimental puede ser causa de depresión. Los niños que son muy sobre protegidos, en el futuro son más propensos a sufrir de depresión rápidamente.


La depresión puede surgir por varias causas, aunque la mayoría de las personas sufren las depresiones reactivas, es decir por consecuencia de acontecimientos más o menos estresantes o situaciones traumáticas, como un asalto, una catastrofe de la naturaleza, inundaciones, terremotos, violencia de genero, infidelidades, etc.


Un campo de investigación muy interesante es la bioquímica de la depresión. Se cree que la depresión se debe a un desequilibrio de ciertas sustancias químicas en el cerebro, llamados neurotransmisores. Aunque existe un mayor riesgo de padecer depresión clínica cuando hay una historia familiar de la enfermedad.


Cuando se altera el funcionamiento de ciertos neurotransmisores, se produce la depresión. Puede haber más tendencia a estas alteraciones a medida que las personas envejecen. Las personas de la tercera edad están más propensas a sumirse en un estado profundo de depresión.


Es muy importante que se trate la depresión cuanto antes, porque además de causar tristeza, desconcierto, inseguridad, esto puede afectar la calidad de vida, ya que la depresión causa la disminución de energía, problemas de sueño, pérdida o aumento del apetito y el desinterés sexual, afecta nuestros pensamientos y la capacidad para disfrutar la vida, la depresión puede afectar numerosas funciones de nuestro organismo. La depresión no es meramente un estado de ánimo sino que en las personas deprimidas se producen cambios hormonales e inmunológicos que pueden resultar sumamente dañinos.